Social BIO

Agrega Tu Email

Alimentos

5 aceites saludables que siempre debemos usar en nuestra cocina

Con tiendas de alimentos saludables en cada esquina y los supermercados llevando alimentos de moda todos los días.

Es más fácil que nunca elegir opciones de comida saludables. Se sabe que comer productos frescos y aves magras es una gran manera de obtener los nutrientes esenciales, pero los aceites utilizados en su preparación pueden afectar las comidas en gran medida.

Es el momento perfecto, de echar un vistazo a los cinco aceites saludables que realmente debemos utilizar en nuestra comida.

Anuncios

1. El aceite de oliva

Este aceite se promociona como uno de los mejores en términos de sabor – no es raro que el uso de aceite de oliva extra virgen, sea frecuente en las ensaladas – y sus beneficios son potencialmente enormes.

El aceite de oliva extra virgen no es el único aceite de oliva que vale la pena comprar, tenemos por ejemplo el aceite de oliva ligero, que es también una elección inteligente. Tiene un punto de humo más alto dice Bodybuilding.com. Cuando el aceite se calienta y empieza a echar humo, las sustancias cancerígenas pueden potencialmente provenir del aceite al romper el calor.

El aceite de oliva ligero se puede calentar hasta 100 grados Fahrenheit más alto que el aceite de oliva extra virgen sin echar humor, por lo que es muy bueno para cocinar.

Si no estás cocinando y deseas un mayor valor nutricional, es aconsejable utilizar la variedad extra virgen. Tiene alto contenido de ácidos grasos esenciales y antioxidantes, dice Authority Nutrition. Los principales antioxidantes en este aceite son oleuropeína y oleocanthal, que se ha demostrado que además reducen la inflamación.

Esto significa que pueden estar reduciendo el riesgo de enfermedades cardíacas, el cáncer y la enfermedad de Alzheimer, que son todos impulsados por la inflamación crónica.

2. El aceite de coco

Este prometedor aceite supura beneficios para la salud por donde se le mire. El Dr. Axe explica que el aceite de coco tiene una gran cantidad de grasas saludables como el ácido láurico, ácido cáprico, ácido caprílico y que proporcionan energía, son fáciles de digerir para el cuerpo, y no se almacenan directamente en forma de grasa cuando se consumen.

En lo que se refiere a las enfermedades del corazón, las grasas en el aceite de coco pueden ayudar a aumentar los niveles de colesterol saludable. Hay cierta especulación de que puede ser beneficioso para prevenir la enfermedad de Alzheimer, pero es necesario que haya mucha más investigación en ese departamento.

La belleza del aceite de coco es de cuántas maneras diferentes se puede utilizar – se puede incluso usar directamente en la piel, el cabello o los dientes. Y, sí, es genial para cocinar.

3. El aceite de aguacate

Los aguacates son bien conocidos por contener grasas saludables para el corazón, en resumen favorecen a la piel, el pelo, y el corazón, y el aceite de aguacate es también poco conocido pero cuenta con prestaciones beneficiosas similares.

Este aceite que sale directamente de la fruta, se puede utilizar para cocinar o para propósitos de belleza. Se encuentra a veces en la categoría cosmética debido a su capacidad para hidratar la piel de forma natural sin el uso de productos químicos agresivos.

El aceite de aguacate es rico en ácidos grasos esenciales, tales como el ácido oleico monoinsaturado. Algunas investigaciones sugieren que el consumo de ácido oleico podría ayudar a reducir el riesgo de enfermedades del corazón y reducir al mínimo la inflamación. El ácido oleico en el aceite de aguacate también ayuda a conservar el producto, por lo que es de larga duración en la cocina.

4. Ghee

Sólo una advertencia: Ghee es en realidad un producto lácteo, pero nos pareció que valía la pena incluirlo. El Ghee es la mantequilla purificada, o también llamado “oro líquido” tan famoso en la India por sus cualidades terapéuticas, tanto tomado internamente como aplicado externamente sobre la piel. Pero obviamente también es muy bueno en la cocina.

Para hacer la mantequilla ghee, se utiliza el calor hasta que el agua se ha evaporado y los sólidos de leche se separan de modo que puedan ser retirados.

Se queda como una grasa de color amarillo que se solidifica una vez enfriada, y luego se puede disfrutar de sus beneficios. Ghee es excelente para cocinar, explica Medical Daily, ya que tiene un punto de humo más alto que la mayoría de los aceites, lo que significa que no se consume ningún radical libre potencialmente dañino.

Ghee también es rica en vitaminas A, D, E y K, que son excelentes para la salud ósea y cerebro. Estas vitaminas también estimulan la inmunidad, por lo que la mantequilla Ghee es perfecta para la temporada de resfriados y gripe. La misma historia dice que también puede beneficiar a su tracto digestivo.

5. El aceite de salvado de arroz

Se encuentra comúnmente en las culturas asiáticas, el aceite de salvado de arroz está ganando popularidad en los Estados Unidos.

Organic Facts explica que el aceite de salvado de arroz tiene un punto de humo muy alto, por lo que es ideal para cocinar – puede utilizarlo de forma segura, incluso para freír sin tomar sustancias cancerígenas nocivas.

También hay buenas noticias para las mujeres – el aceite de salvado de arroz se ha utilizado para ayudar a aquellos que experimentan sofocos y otros síntomas desagradables de la menopausia.

Y no se sorprenda si usted nota que su piel adquiere un aspecto mejor después de comenzar a utilizar el aceite de arroz- que contiene una buena cantidad de vitamina E, que puede ayudar a retrasar los signos del envejecimiento.

Anuncios